sadop, Sin categoría

ENSEÑAR EN CUARENTENA

Consideraciones a tener en cuenta durante el período de aislamiento social preventivo y obligatorio.

La continuidad del trabajo que siguen desarrollando los docentes en sus hogares trajo aparejado una serie de inconvenientes y alteraciones en la organización del entorno familiar con requerimientos y condiciones laborales por parte de los empleadores que nunca fueron consensuados.

Desde el SADOP a nivel nacional, durante las primeras dos semanas de abril se llevó a cabo una encuesta que incluyó a más de 8.000 docentes que se desempeñan  en instituciones de gestión privada de todo el país.

Consultado al respecto al Scrio. Gral. de SADOP Santa Cruz Prof. Andrés Alvarez, señaló que “es preciso reorganizar  y fijar pautas bien definidas en cuanto a la labor diaria  de las compañeras y compañeros docentes porque de los resultados de la encuesta realizada hace unos días se pudo constatar una serie de dificultades que afrontan los compañeros debido a que su trabajo se trasladó a sus hogares”.

En tal sentido “se hace necesario recordar que los derechos como trabajadores deben continuar ejerciéndose previo a esta situación de pandemia y la jornada laboral debe seguir desarrollándose en el marco de la normativa que la regula, acá lo que cambió es el lugar de trabajo, que es la casa de cada uno y las herramientas disponibles son las que cada empleado tiene”, aseveró Alvarez.

Entre varios puntos que mencionó el Scrio. Gral. manifestó lo siguiente: “hay cuestiones que son preciso acordarlas, como el horario de la jornada laboral que cada docente cumplía en la escuela,  es el que ahora se adapta a la organización de las tareas, pautar las acciones a seguir, mantener el contacto con colegas y alumnos a efectos de acompañar, responder a consultas y coordinar el trabajo en equipo”.

Y con qué medios cuenta cada docente para desempeñar su labor?  Las herramientas, insumos y medios tecnológicos disponibles son los que cada docente tiene en su hogar. Por lo tanto no se puede pedir mayor exigencia por parte de los empleadores, ya que no son ellos los que proveen de todo lo necesario para que el docente enseñe. Por supuesto, que tampoco debería pretender que cada maestra o profesor esté conectado y a disposición fuera del horario que no le corresponde.

Finalmente, Alvarez destacó: “desde la organización estamos atentos a las necesidades e inquietudes de nuestros afiliados para llevar contención en estos momentos difíciles y lo hacemos por diversos canales de comunicación. Así mismo ante cualquier manifestación de agravio o vulneración de los derechos de los docentes seguiremos actuando en consecuencia”.

Seguinos

Autor


Avatar